FARRUQUITO

 

JUAN MANUEL FERNÁNDEZ MONTOYA,  bailaor gitano, conocido mundialmente con el nombre artístico del baile flamenco como FARRUQUITO, nació en Sevilla en  el año de 1982. Es hijo del cantaor Juan Fernández Flores, El Moreno y de la bailaora Rosario Montoya Manzano, la Farruca. Heredero de una escuela única fundada por Farruco, su abuelo, ha pasado toda su vida inmersa en el arte Flamenco más puro. Debutó en la escena internacional a los 5 años en Broadway con el espectáculo Flamenco Puro compartiendo cartel con las figuras más legendarias del flamenco, entre ellas, su familia. Con 8 años presentó su primera temporada en la Sala Zambra de Madrid. A los 11, interviene en el vídeo-clip Camarón Nuestro y al año siguiente en la película Flamenco de Carlos Saura, frente a frente con el patriarca de la saga, El Farruco. Ese mismo año junto a su familia en bodas de Gloria, participó en la concepción artística y coreográfica del espectáculo. En 1992 participó en el Acto de Inauguración de los Juegos Paraolimpicos de Barcelona y con su abuelo, El Farruco, en el Pabellón de Andalucía de la Exposición Universal de Sevilla con el espectáculo Presente, Pasado y Futuro. El fallecimiento de Farruco en 1997 supone el relevo: a los quince años, Farruquito asume la responsabilidad de perpetuar la estirpe.

 

 



 mucho arte en su cuerpo
 desde sus pies a la cabeza,
 bailando transmite grandeza
para engrandecer el aire
que rodea a toda la afición,
de España y el mundo entero,
 grande porque así lo quiso dios
de buenas raíces del baile.
 

 

 

Con 15 años de edad crea su primer espectáculo, Raíces Flamencas, donde se distingue a un bailaor de una nueva dimensión que acopla toda su tradición a una concepción artística personal prodigiosa. Desde su debut en el Royal Festival Hall de Londres esta muestra del flamenco más puro y racial se ha presentado con gran éxito en el Teatro de la Villa y Conde Duque en Madrid, en el Teatro Poliorama de Barcelona y en giras internacionales en Francia y Japón. En 2001 presenta La Len Varo en el I Festival Flamenco de Estados Unidos. Tras sus actuaciones en Nueva York y Boston, el New York Times le consideró "el mejor artista que pisó la gran manzana en 2001". Al año siguiente Farruquito triunfa en su ciudad natal, Sevilla, con una temporada en el Teatro Central. El mismo año actúa en la Gala de los Premios Max. En 2003, durante los meses de enero y febrero ha cosechó un éxito sin precedentes en la III edición del Festival Flamenco de Estados Unidos junto a su hermano Farruco de 14 años. Cabeza de cartel del espectáculo Por Derecho, realizó una gira por once ciudades norteamericanas donde la crítica se rindió ante su arte y personalidad. Igualmente su participación en el Festival Flamenco de Madrid en el Teatro Albéniz o el de Jerez en el Teatro Villamarta le supuso un éxito rotundo de crítica y público.

 


Sevilla,  plaza de San Francisco

 


Sevilla,  plaza de España


En 2003, Farruquito no pasó desapercibido a los ojos del fotógrafo Richard Avedon, del diseñador Antonio Miró, de la revista americana People que lo eligió como una de las personas más bellas del mundo o de la Academia de la Música que lo premió por su letra Dulce canela del disco María de Niña Pastori y por el sonido de sus pies en el disco homenaje a Jeros. El bailaor también ha estado al frente de la academia situada en Sevilla, que difunde los preceptos de la escuela Farruco. Durante el mes de noviembre estrenó con gran éxito en el Teatro de la Maestranza de Sevilla su último espectáculo Alma Vieja. El éxito se repitió en el Teatro Albéniz de Madrid, donde durante cinco días se agotarontodas las localidades. En 2004, Farruquito se retiró de las tablas debido a los hechos posteriores al atropello mortal de Benjamín Olalla. El 24 de Julio de 2008, retornó a los escenarios tras la obtención del tercer grado[1] con el espectaculo Puro ante 2000 personas en Palma de Mallorca.


Farruquito

 


Farruquito


En 2005, el bailaor, fue condenado por el juzgado de lo penal número 8 de Sevilla por el atropello mortal sucedido en dicha ciudad el 30 de septiembre de 2003. Según la Guardia Civil, Farruquito se saltó un semáforo en rojo circulando a 90 kilómetros por hora cuando se produjeron los hechos, adelantando por el carril contrario a los vehículos que se hallaban parados en el semáforo, y dándose a la fuga a continuación. La velocidad máxima permitida en vías urbanas en España es de 50 km/h. En un primer momento Farruquito actuó con toda frialdad llevando a reparar el BMW que conducía desde Sevilla a un taller de Málaga, a más de 200 kilómetros de distancia. Posteriormente, al localizarse en la investigación el coche homicida Farruquito alegó que había sido su hermano pequeño quien conducía el turismo y que probablemente habría chocado con unos cubos de basura, buscando con ello aprovecharse de la Ley del Menor, pensando que sería más beneficiosa para su hermano. Sólo cuando la policía lo incriminó gracias a unas escuchas telefónicas realizadas a su familia por una investigación sobre tráfico de drogas Farruquito confesó que él había sido el conductor la noche en que se produjeron los hechos. Según varios periodistas que lo habían entrevistado años atrás, Farruquito conducía vehículos ya desde muy pequeño sin poseer carné de conducir.


Farruquito

 


Farruquito


Gracias a esta confesión, realizada tras haberse hecho públicas las escuchas telefónicas y seis meses después de ocurrido el atropello, Farruquito se libraría de la cárcel. Los abogados del bailaor lograron que se anularan las escuchas como prueba y esto hizo que las declaraciones de Farruquito pudieran ser tomadas en cuenta como atenuante pese a que se habían producido cuando la opinión pública ya conocía los hechos. Este "arrepentimiento espontáneo" hizo que el juez no aplicase la máxima pena a Farruquito por los delitos ocurridos. De este modo y como no tenía antecedentes judiciales y la pena fue menor de 2 años de cárcel (16 meses), quedó en libertad condicional. Se le encontró inocente de la acusación de simulación de delito pero recibió una pena de 8 meses por la denegación de auxilio y otros 8 por la imprudencia grave por no parar a auxiliar a Benjamín Olalla, que finalmente falleció; y circular a gran velocidad y sin respetar pasos de cebra ni semáforos.


La boda de Farruquito

 


La boda de Farruquito


El 16 de enero de 2007, "Farruquito" ingresó a las 17.17 horas en el centro penitenciario de Sevilla II, tres años después de atropellar mortalmente a Benjamín Olalla en una calle de Sevilla. Farruquito fue condenado el 5 de septiembre de 2006 por la Audiencia Provincial de Sevilla a dos años de cárcel[2] por homicidio imprudente en concurso con un delito contra la seguridad en el tráfico, y a un año más por omisión del deber de socorro.[3] La juez de Sevilla que dictaminó sobre el atropello mortal cometido por el bailaor, de 24 años, dictó el 30 de octubre de 2006 un auto en el que rechazó sustituir los tres años de cárcel por multa o trabajos comunitarios, ya que el procesado cometió un delito "grave" y "quebró las elementales normas de solidaridad humana" al darse a la fuga.

Farruquito presenta 'Puro' el próximo 17 de octubre en Granada
El bailaor presenta en Granada el espectáculo estrenado en la presente Bienal de Sevilla
Farruquito se reencontrará el próximo 17 de octubre con el público granadino con la presentación de Puro en el Palacio de Congresos. El espectáculo, estrenado recientemente en la presente Bienal de Flamenco de Sevilla, gira sobre la manifestación pura del baile flamenco, la raíz de un arte , abrir el frasco de las esencias y sumergirnos en un viaje a través de la luz, el sonido, el agua y la tierra. Farruquito ha marcado historia y ha establecido una forma de baile que conserva la grandeza y la pureza de este arte, de donde brota el estilo depurado y la arrolladora fuerza de una estirpe. Este espectáculo fusiona los elementos naturales con los palos mas significativos del flamenco, los cuales relatan los orígenes y la historia de este género. Fluye en constante movimiento y transforma el espacio para envolvernos en su mágico universo. Las entradas tienen un precio de 29, 38 y 48 euros.
Redacción / Granada | Actualizado 04.10.2008

Farruquito actuará el día 5 de diciembre en el Maestro Padilla
El bailaor presentará su nuevo espectáculo 'Puro' a las 22:00 horas en una actuación que organiza la Federación Andaluza de Gitanos Almerienses
 
Farruquito actuará el día 5 de diciembre a las 22 horas en el Auditorio Maestro Padilla de Almería. El bailaor presentará Puro, un espectáculo de baile de raíz que propone un recorrido por los principales palos del flamenco. Esta actuación está organizada por la Federación Andaluza de Gitanos Almerienses (FAGA) y cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Almería y la Diputación Provincial. En "Puro" Farruquito fusiona los elementos naturales (el agua, la tierra, el fuego y el aire) con los palos más significativos del flamenco, los cuales relatan los orígenes y la evolución de este género. El cuerpo del espectáculo se desarrolla con un balance entre la historia, los puntos de transición entre los palos y la escenografía. Cada palo describe e ilustra, musical y escénicamente, su esencia, raíz y pureza transmitida por el baile de Farruquito, apoyado por la narración del artista invitado Manuel Molina, y por los 14 músicos que le acompañan en escena. Farruquito, además de bailar, firma la dirección, música y coreografías del montaje, cuyo vestuario esta diseñado por Victorio&Lucchino y Hugo Boss. Juan Manuel Fernández Montoya, más conocido como Farruquito es un bailaor gitano y andaluz de flamenco, nacido en Sevilla en 1982. Es hijo del cantaor Juan Fernández Flores, El Moreno y de la bailaora Rosario Montoya Manzano, la Farruca. Heredero de una escuela única fundada por Farruco, su abuelo, ha pasado toda su vida inmerso en el arte Flamenco más puro. Debutó en la escena internacional a los 5 años en Broadway con el espectáculo Flamenco Puro compartiendo cartel con las figuras más legendarias del Flamenco, entre ellas, su familia. Con 8 años presentó su primera temporada en la Sala Zambra de Madrid. A los 11 años, interviene en el vídeo-clip Camarón Nuestro y al año siguiente en la película Flamenco de Carlos Saura, frente a frente con el patriarca de la saga, El Farruco. Ese mismo año junto a su familia en bodas de Gloria, participó en la concepción artística y coreográfica del espectáculo. En 1992 participó en el Acto de Inauguración de los Juegos Paraolimpicos de Barcelona y con su abuelo, El Farruco, en el Pabellón de Andalucía de la Exposición Universal de Sevilla con el espectáculo Presente, Pasado y Futuro. El fallecimiento de Farruco en 1997 supone el relevo: a los quince años, Farruquito asume la responsabilidad de perpetuar la estirpe. Con 15 años de edad crea su primer espectáculo, Raíces Flamencas, donde se distingue a un bailaor de una nueva dimensión que acopla toda su tradición a una concepción artística personal prodigiosa. Desde su debut en el Royal Festival Hall de Londres esta muestra del flamenco más puro y racial se ha presentado con gran éxito en el Teatro de la Villa y Conde Duque en Madrid, en el Teatro Poliorama de Barcelona y en giras internacionales en Francia y Japón. En 2001 presenta La Len Varo en el I Festival Flamenco de Estados Unidos. Tras sus actuaciones en Nueva York y Boston, el New York Times le consideró "el mejor artista que pisó la gran manzana en 2001". Al año siguiente Farruquito triunfa en su ciudad natal, Sevilla, con una temporada en el Teatro Central. El mismo año actúa en la Gala de los Premios Max. En 2003, durante los meses de enero y febrero cosechó un éxito sin precedentes en la III edición del Festival Flamenco de Estados Unidos junto a su hermano Farruco de 14 años. Cabeza de cartel del espectáculo Por Derecho, realizó una gira por once ciudades norteamericanas donde la crítica se rindió ante su arte y personalidad. Igualmente su participación en el Festival Flamenco de Madrid en el Teatro Albéniz o el de Jerez en el Teatro Villamarta le supuso un éxito rotundo de crítica y público. En 2003, Farruquito no pasó desapercibido a los ojos del fotógrafo Richard Avedon, del diseñador Antonio Miró, de la revista americana People que lo eligió como una de las personas más bellas del mundo.
D. Martínez / Almería | Actualizado 16.11.2008

Farruquito, el renacer de un artista
Farruquito cambia de registro. A los 25 años, y tras haber pasado una experiencia no muy agradable, extraflamenca por descontado, pasa a llamarse más que nunca Juan Manuel Fernández Montoya y emprende una carrera en solitario, sin su inseparable familia, sino buscando la extensión del lenguaje que él siempre ha practicado, con la pureza de sangre como blasón y la sombra del abuelo Farruco como enseña. Farruquito improvisa más que nunca, espera que su "luz interior" lo ilumine en cada instante, arropado por la música, por el cante, por un público incondicional que quiere tocar extremos celestes con los pasos de su ídolo. El espectáculo comienza con un poeta, un pensador: Manuel Molina, sentado, asiendo una pluma, con fondo de piano, reflexionando en off sobre la pureza y la verdad. Es un patriarca, el contrapunto atemporal de esta obra. Todos los temas están cerrados. La función perfectamente hilvanada. Pero la frescura, la espontaneidad, son los momentos más sabrosos. Farruquito desprende naturalidad y buen gusto. Su baile, tremendamente masculino, se redondea. Sus arrebatos se dosifican, lo cual se agradece, y están más justificados que nunca. Sin embargo, el puro genio, el compás y la elegancia, marcas indiscutibles de su estirpe, rebosan en cada movimiento. El carisma que envuelve al bailaor hace que sobresalgan sus momentos en solitario, sin apenas acompañamiento que, en momentos, es excesivo. Exceso de orquestación y exceso de grito, redundando en un circo que sólo sirve para desvanecer la presencia del bailaor. Un vídeo al fondo del escenario, con imágenes del pasado y del instante, nos ayuda a comprender el espíritu, la raíz a la que aludimos. Gallardía son los abandolaos sirven para presentar el recital, sobre todo las voces escogidas. De entre los cinco cantaores, con su valía individual, destacamos a Pedro Heredia. Farruquito entra en escena con el zapateado Lluvia de ilusión. De aquí pasamos a la fragua, a los martinetes, a uno de los momentos sublimes de la noche, que Manuel Molina introduce con un poema alusivo y los dos cantaores entonan al alimón, mientras el bailaor se incorpora golpeando el yunque a compás. La seguiriya Sentencia surge del fuego, del martillo, de las mil arrugas del maestro fragüero. Es la más fidedigna mirada hacia atrás, es el momento más añejo. En las alegrías Sed soluble, que culminan en jaleos, aparece un Farruquito de blanco (de Victorio & Lucchino) esférico y brioso, en el que destaca su juego de brazos. Manuel tiene su momento con un poema por bulerías a su estiló, único, sideral. Los tangos representan una exclusiva muestra del cante femenino. Mientras la soleá Herencia pasa por ser un ceremonial, que termina con unas bulerías acompasadas sólo con palmas y tacón. La alabanza final, La fe del amor, sirve para presentar a los actuantes, que retornan con túnicas blancas y descalzos, dando a entender que ésta es la verdad, su verdad.
Jorge Fernández Bustos | Actualizado 30.11.2008

FARRUQUITO.  FIRMA CON DOCTOR MUSIC
Juan Manuel Fernández Montoya, “Farruquito”, ha llegado a un acuerdo con la promotora Doctor Music, que administrará, a partir de ahora, todos los derechos del artista español, incluyendo sus giras en todo el mundo. El acuerdo se selló, la pasada semana, en Barcelona con la presencia del propio “Farruquito” y Neo Sala (máximo propio, uno de los artistas más internacionales de nuestro país. Desde que debutara con tan solo 5 años en Broadway, y el mismísimo The New York Time le describiese como “El mejor artista que ha pisado la Gran Manzana en el 2001”, el “bailaor” no ha dejado de recorrer el planeta con el lenguaje universal de la danza y como embajador de la cultura del flamenco más puro que heredó de su abuelo Farruco. El arte de Farruquito se une a la experiencia de Doctor Music, una de las promotoras de conciertos más prestigiosas de Europa, que a lo largo de veinticinco años ha organizado  giras de artistas tan importantes como Bruce Springsteen, U2, R.E.M., Paul McCartney, Tina Turner, Beyoncé entre otros muchos nombres de primer nivel internacional, y que ahora se ocupará de los nuevos proyectos del que es, sin duda, el mayor genio del baile flamenco de los últimos tiempos.
Dani Gutiérrez. 20-07-2009

Suspendida la actuación de Farruquito en el Teatro Falla
Hoy se ponen a la venta las entradas para la temporada que comenzará en marzo
Farruquito no vendrá al Falla en su nueva temporada. Su anunciada actuación, prevista para el 29 de marzo, se ha suspendido según informó ayer el Ayuntamiento de Cádiz a través de una nota de prensa. La razón ha sido el cierre de la empresa que traía al artista flamenco a Cádiz. "La Delegación Municipal del Ayuntamiento -dice la nota- ha recibido la notificación de Dunas Show Representación de Artistas SL en la que, en nombre del artista Juan Manuel Fernández Montoya, Farruquito, anuncia la cancelación del espectáculo Improvisado". La organizadora del evento, sigue la nota, "deja claro en el escrito que esta cancelación es totalmente ajena a la voluntad del Auditorio. La empresa lamenta no poder llevar a cabo esta presentación y se disculpa públicamente con todas aquellas personas que ha participado desde el primer momento en la organización del espectáculo". Mientras tanto, hoy se ponen a la venta las entradas para la temporada municipal del Gran Teatro Falla de marzo a junio. La novedad, en el sistema de venta por internet, es el cambio en la empresa concesionaria para la venta de entradas en la red, que será ahora tickentradas.com. El horario de taquilla será de martes a viernes, de 11 a 14 y de 18 a 21 horas. Y los sábados, domingos, lunes y festivos con espectáculo, a partir de las 18 horas Durante las fechas del Carnaval oficial, la taquilla del Teatro permanecerá cerrada. Y durante la Semana Santa la venta se realizará exclusivamente a través de los canales de Tickentradas.
R. D. cádiz | Actualizado 04.02.2014 -  Farruquito, en una imagen promocional del espectáculo.

VIDEO

 

Datos  de varias fuentes,   poema de José Maria Ruiz Fuentes

 Volver  ver entrevista 67  | ver entrevista 94 | ver entrevista 105  

El Arte de Vivir el Flamenco © 2003
Cerrar