ANTONIO DE PATROCINIO (HIJO)

 

 

ENTREVISTA A ANTONIO DE PATROCINIO (HIJO)

 

  Antonio de Patrocinio: "Córdoba tiene asegurado un futuro esplendoroso en la guitarra flamenca"
 

 

FECHA Y LUGAR DE NACIMIENTO CORDOBA, 1973
 

TRAYECTORIA DESDE LOS 14 AÑOS ACOMPAÑA A CANTAORES A LA GUITARRA. SUS MAESTROS FUERON ´EL TOMATE´ Y ´EL MERENGUE´. ACTUALMENTE ES UNO DE LOS GUITARRISTAS MAS SOLICITADOS

 

 

Para los guitarristas, el cuarto donde ensayan es una especie de reducto privado, de lugar mágico en el que no caben injerencias cuando la creatividad mana incontenible y el sonido flamenco se hace dueño y señor en esa caja de música que tantas horas sustrae de la vida a favor de una técnica y expresión que establezca la diferencia. Hemos irrumpido en el particular templo de Antonio de Patrocinio (Hijo). Un excelente transmisor del toque flamenco que ha motivado que sea uno de los más solicitados en el acompañamiento al cante.
 

Su afición al flamenco tiene su origen en el ámbito familiar

Como todo el mundo sabe mi padre es el cantaor Antonio de Patrocinio. Desde pequeño he ido con él a los festivales, peñas, concursos- y a la edad de 14 años ya comencé a acompañar a cantaores.

La exigencia por parte de los cantaores de guitarristas que sepan plegarse armoniosamente a su discurso parece haber encontrado en usted a uno de sus más fieles aliados.

He tenido la suerte de conocer a cantaores jóvenes y menos jóvenes con los que me encuentro a gusto y ellos conmigo. Probablemente mi afición al cante sea uno de los factores que contribuyen a ello.

El punto de vista de la afición es que da una respuesta muy flamenca y equilibrada al cantaor sin caer en abusivos alardes virtuosísticos, que por otro lado también exhibe cuando la ocasión lo requiere.

La virtud del guitarrista de acompañamiento es saber lo que a cada cantaor tienes que darle. Eso no quita que pueda realizarse algún virtuosismo siempre que encaje armoniosamente en el mensaje del cantaor.

Hoy la guitarra flamenca de concierto goza de reconocimiento mundial. ¿Se valora internacionalmente en la misma medida a la de acompañamiento, o ésta sigue siendo el pariente pobre del flamenco?

En cierta medida la guitarra de acompañamiento, y especialmente cuando se acompaña al baile, es realmente la pariente pobre del flamenco. Un guitarrista comete un leve fallo y se puede malograr el espectáculo. En este sentido todavía su importancia no se valora en su justa medida.

Para acompañar es necesario un conocimiento completo de los cantes, además de un indefectible amor hacia ellos.

Sin lugar a dudas. Hay que ser ante todo aficionado. Estudiar el cante en profundidad, vivirlo, amarlo. A mí me gusta el cante más que la guitarra y más que el baile.

Córdoba es fiel reflejo del extraordinario auge que vive la guitarra actualmente en el mundo.

Tenemos la suerte de tener a Vicente Amigo, a José Antonio Rodríguez, a Manuel Silveria, a Paco Serrano, a Paco Peña, a Merengue, y en los jóvenes, a Niño Seve, a Jesús Majuelos, a Gabriel y Juan Expósito, a Alberto Lucena, a Luis Calderito , a Juan Marín y a tantos que ahora no recuerdo. Córdoba tiene asegurado un futuro esplendoroso en la guitarra flamenca.

¿Está trabajando en algún proyecto discográfico?

Estoy terminando un disco con el cantaor Rafael Ordóñez y próximamente comenzaré otros trabajos con algunos cantaores de aquí.

De la enseñanza de la guitarra, su otra vocación, ¿obtiene una respuesta gratificante?

Es una de mis mayores satisfacciones. Cuando ves cómo los jóvenes alumnos asimilan mis enseñanzas, se acomodan cada día mejor al acompañamiento y aprenden falsetas, me siento feliz a la vez que ellos. Esto pronostica, como ya he dicho, un porvenir claro para Córdoba, que en este aspecto ya es un referente. La capital de la guitarra por excelencia.

 

 

23-12-2008- FRANCISCO DEL CID. Guitarrista El cordobés Antonio de Patrocinio. Foto:TONI BLANCO Edición impresa en PDF

Volver  | Ver la biografía

El Arte de Vivir el Flamenco © 2003
Cerrar