ESTRELLA MORENTE

 

ENTREVISTA A ESTRELLA MORENTE 

 

"Nos iremos de este mundo y seguirán saliendo trabajos inéditos de mi padre"

La artista granadina presenta este viernes en el Palacio de Congresos su último trabajo discográfico en el que su padre se involucró de manera especial hasta el último momento.

Estrella Morente habla continuamente sobre su padre para poder explicarse a ella misma. El viernes presenta en el Palacio de Congresos Autorretrato, un disco en el que han colaborado artistas como Michael Nyman, Pat Metheny o Paco de Lucía y que es una obra más de Enrique Morente, una más de las muchas que quedan por venir.

¿Qué muestra su 'Autorretrato'?

Es diferente a todo porque es presentar un trabajo junto a mi padre, él está muy presente en este disco que vivimos los dos de manera muy intensa y que ha salido al mundo desde Granada. Grabamos cosas en Londres, Málaga, Madrid y otros lugares, pero la esencia, las primeras grabaciones, el adagio que cierra el disco, todo eso está grabado en nuestra tierra. Es un trabajo que sale al mundo y que ahora regresa a su hogar. Tengo muchas ganas de actuar ante mis amigos, mis vecinos, ante la afición granaína, no me gusta decir granadina porque suena a zumo, yo soy granaína.

Su última actuación en Granada fue en el Palacio de Carlos V pocos meses después de morir su padre. Anteriormente había reinagurado el Auditorio Manuel de Falla y hubo problemas técnicos en la primera parte del concierto. En el descanso, su padre salió corriendo hacia los técnicos de sonido y, entre comillas, los puso firmes. Al poco se reinició el concierto con un sonido perfecto...

Sí, todo está muy vinculado a mi padre, se lo tomaba todo con mucha honestidad, con mucho cariño, con mucha verdad, y cuando se involucraba lo hacía de manera muy directa. Pero mi padre a veces no venía a verme por muy importante que fuera la actuación, no quería ser el 'papaíto' que va a ver a su hija. Intentaba que no diera la imagen de estar más sobreprotegida de la cuenta, aunque no había protección más bonita que la suya porque no hay nada mejor que hacerte independiente y libre, y eso es lo que intentó hacer conmigo.

De hecho dice que este disco es más suyo que cualquier otro porque es en el que delegó más en Enrique Morente.

En los anteriores discos yo podía estar más en Granada, tenía los niños más pequeñitos y era más fácil todo. Ahora, viviendo en Málaga y con otros trabajos importantísimos como El amor brujo o con la Orquesta de Cadaqués, como tenía tanto jaleo mi padre iba cantando mi disco. Yo tengo mi disco cantado por él, buscando siempre el camino limpio de la creación. Morente siempre ha sido luz, buscar ideas nuevas para caminar.

¿Escucha muchas vocecitas que le intentan decir el camino que tiene que tomar ahora en su carrera?

Mi padre nos hizo respetuosos pero independientes, libres, independientemente de que se involucró mucho en nuestra educación. Él decía que las personas estamos hechas de nuestro entorno, de nuestra manera de sentir, de desayunar... Claro que echo de menos a una persona que llenaba el espacio y lo convertía en una cosa diferente, estar con él era un viaje, una aventura. Si hablamos de arte, de creación, claro que le echamos de menos, aparte de que yo no he conocido a nadie más noble que Enrique Morente.

¿Ha pensado en profundizar en la línea de investigación musical que estrenó su padre con 'Omega'?

Precisamente vengo de estar con los rockeros en un concierto benéfico para el Banco de Alimentos. Hay un movimiento del rock que surge de forma natural en Granada, no hace falta cantar para estar cerca de ellos, es una fusión lógica la que surge de la unión de mi padre con otros músicos. Los rockeros granadinos son como de la familia en mi casa, para mi padre eran sus colegas, los protegía y, sobre todo, los respetaba. Hablo de Los Planetas, Lagartija Nick, ahora Los Evangelistas...

Es fácil recordar a su padre con sus botas de rockero acabadas en punta...

Sí, él adoraba el mundo del rock, lo veía como algo muy culto, donde no había lugar para la vulgaridad. Siempre decía que no había conocido a ningún rockero vulgar. Soleá acaba de grabar un trabajo maravilloso con Los Evangelistas y precisamente creo que mi hermana es el resultado de esa unión natural entre Morente y el rock.

¿Es ahora la patriarca de la familia, al menos en el plano musical?

Ni mucho menos, mi padre nunca quiso ser ningún patriarca. Él era muy independiente y yo quiero ser como él, es normal que a mis hermanos les ofrezca pautas, pero también a mis amigos y a mis hijos. Es verdad que mi padre establecía unas normas pero supo hacer de la libertad una verdadera forma de vivir. Eso es lo que yo le quiero dar a mis hermanos, no quiero obligarles a estudiar música, pero me ven estudiar los cantes y acercarme a otros géneros sin miedo, ¿para qué tanto miedo? Mi padre nos dejó bastante preparados para asumir los tiempos que vienen, fraguó nuestro futuro de manera muy sencilla, de disfrutar del aceite en el pan, del azúcar, de un melocotón, de mirar a la Alhambra, el sacrificio... No hay tiempo para las envidias ni para el recelo ni para huir de etiquetas que no sirven para nada, para no intentar ser más flamenco o más moderno que nadie...

¿Qué le dice el espejo cuando se mira por las mañanas?

Me miro lo justo en el espejo, no estamos para mirarnos el ombligo, hay causas más importantes. Lo que sí es importante es autorretratarse, echar una mirada en el interior de uno.

En el disco colaboran Michael Nyman, Paco de Lucía, Vicente Amigo, Pat Metheny... ¿La amistad y el cariño de los grandes de la música es su mejor herencia?

Su trabajo en este proyecto ha sido fundamental porque no sé que productor hubiera sido capaz de reunir a todos estos genios. Pero luego es verdad que no le conozco enemigos. Mi padre tenía muy en cuenta las sensaciones de los demás, cogía lo mejor de la gente. A él no le gustaba estar por encima de nadie, nunca se defendió de los ataques, que como genio los recibió.

Algún crítico le echa en cara sus incursiones en el pop, en el jazz y en la bossa-nova. ¿Está atenta a estas opiniones?

No he leído nada, los críticos están en su derecho aunque, en general, la gente ha recibido muy bien este disco, como Fernando Trueba, un hombre que trabaja con la sensibilidad. Ver a Michael Nyman con dos lagrimones en los ojos o ver a Paco de Lucía emocionado por el trabajo de su amigo está por encima de mis errores en este disco, que por supuesto que los habrá. Igual que en nuestro cuerpo hay partes que nos gustan más que otras, este disco busca ser un Autorretrato y si no mostrara mi parte jonda o mi parte liberal estaría cojo, el disco refleja lo que siento como músico.

También canta la 'Habanera imposible' de Carlos Cano, que dice: "Granada, no tengas miedo de que el mundo sea tan grande". ¿Le parece un fiel retrato de esta ciudad?

Granada es la tierra más maravillosa del mundo, es la ciudad que a pesar de fusilar a su poeta y quemar a su s heroínas es capaz de esconder a sus amantes en cualquier rincón, de hacer que la Luna esté en el cielo más tiempo que en otros sitios. Yo aprendí a mirar la Alhambra desde muy pequeña.

¿En los conciertos de Granada se prepara unas líneas dedicadas al público o lo deja a la improvisación?

No me preparo nada, por la boca muere el pez y en los conciertos canto más que hablo. Yo soy una profesional del cante, no de la palabra, y lo mejor que puedo hacer en el escenario es cantar a mi tierra, a mi gente, y decirles cuánto les quiero. Claro que algo se escapa, pero con naturalidad. Es verdad que cada tierra tiene su magia, su público, sus maneras de jalear, de escuchar, de dar un ole... En el Norte se escucha diferente pero no por no escuchar un ole a tiempo en una soleá de Utrera se siente menos.

Hablando de jalear a los artistas, no hay concierto de Estrella Morente en Granada en el que no escuche a Francisco Manuel Díaz darle un "ole" desde el patio de butacas.

Cuando aparece ese "ole" es como si te devolviese toda la energía y la ilusión, el ole en el flamenco es la recompensa más auténtica, y si te lo dice nuestro Francisco Manuel Díaz te reconforta saber que todavía quedan esos grandes aficionados a lo más ancestral y a lo más puro. Si te pega un "ole" Francisco Manuel, otro Rafael Moreno y otro Bellido, los guitarreros de la cuesta de Gomérez, significa que no vas mal encaminada.

¿Guardan mucho material inédito de su padre?

Nos iremos todos de este mundo y seguirán saliendo cosas nuevas de la creación de Enrique Morente. Acabo de ver Yerma, de Miguel Narros, en el Teatro Cervantes, y sigue sonando la música de Enrique Morente. Al poco de irse se estrenó un documental maravilloso que todavía no he visto. Pero es que a esto hay que sumarle el material inédito que tiene mi madre, proyectos de futuro y otros más inmediatos, discos que están muy perfilados. Para mí tenía proyectos como un disco de copla, otro de música brasileña... Él tenía proyectos sobre poetas, con directores de cine, hay incluso un corto en el que el guión es suyo y la música también que, por supuesto, tendrá que ver la luz. Luego está el trabajo que hizo para mis hermanos Soleá y Enrique. Mi hermano tiene un boceto maravilloso de un disco encaminado por mi padre y Soleá tiene otro disco con su sello.

El alcalde se mostró algo molesto cuando la familia Morente dijo que el dinero de la estatua que el Ayuntamiento tenía pensado dedicar a su padre se destinara a otras cosas. ¿Entendió su enfado?

Hay que ser sinceros y honestos, y yo contesté con sinceridad a esa pregunta. Yo consideré en ese momento que hay cosas más importantes que hacer en Granada, independientemente de que sea muy bonito que se reconozca su figura. Yo soy agradecida pero reivindico mi respuesta porque hay otras prioridades, como arreglar el Albaicín. Si a mi padre le dieran a elegir entre una estatua o un Albaicín limpio cogería esta segunda opción sin pensarlo. No ataco a la gente que quiere dar un homenaje a mi padre, todo lo contrario, pero fue un ataque de sinceridad. Pocas personas han querido tanto a esta ciudad como mi padre.

¿Cómo ha recibido su familia el último informe forense, que no ha sido ratificado aún ni es definitivo, en el que se afirmaba que el equipo del Doctor Moreno quedaba exonerado de haber actuado de forma negligente en la muerte de su padre?

Mi padre nos dejó una serie de valores fundamentales que nos han ayudado a sobrellevar esto, en mi caso desde el silencio y desde el dolor, desmesurado, pero sin opinar más que para pedir justicia. Queremos sólo que la verdad salga a la luz, no se trata sólo del dolor de una familia, queremos que esto no le pase a ninguna otra familia de este país, consideramos una barbaridad lo que ha sucedido en la Clínica La Luz, es una vergüenza.

¿Toma este litigio como una obligación moral?

Efectivamente, una obligación moral, por las circunstancias tenemos un altavoz, pero si fuéramos anónimos hubiésemos luchado de la misma forma. Con el corazón en la mano, sólo pido justicia, ¿por qué tenemos que callarnos cuando tenemos la verdad de nuestra parte?

 

 

G. Cappa / Granada | Actualizado 06.03.2013 - 

http://www.granadahoy.com/article/ocio/1474410/nos/iremos/este/mundo/y/seguiran/saliendo/trabajos/ineditos/mi/padre.html

Volver Ver la biografía  |  Ver entrevista 80  |  Ver entrevista 138

El Arte de Vivir el Flamenco © 2003
Cerrar