VÍCTOR MANUEL
 

VÍCTOR MANUEL SAN JOSÉ SÁNCHEZ, es un cantautor y productor español, conocido mundialmente con su propio nombre artístico de VÍCTOR MANUEL, considerado junto a su esposa Ana Belén como uno de los artistas simbólicos de la Transición Española, nació en Mieres del Camino (Asturias), el día 7 de Julio del año de 1947, hijo de Jesús, ferroviario, y Felicita, comerciante. Sus abuelos Víctor y Ángel, al que no llega a conocer pues murió en la Guerra Civil, ejercerían una gran influencia en él. Ya desde su infancia siente una gran vocación musical que le lleva a imitar a Joselito y a aprender a tocar la armónica a los nueve años. Precisamente interpretando el tema La campanera de Joselito ofrece su primera actuación escolar. Tiempo después recibe como regalo de Reyes una guitarra y a los doce años escribe su primera canción, Tendré tu amor. Durante estos años de infancia y juventud se presenta a diversos concursos locales de canción ligera.


Vista parcial de Mieres del Camino, Asturias

 


Ayuntamiento en Mieres del Camino, Asturias


En 1963 se presenta al Primer Concurso Artístico de Otoño, celebrado en el Teatro Capitol de Mieres, como cantante e instrumentista, con su armónica. Lo hace con el nombre artístico de San José y en el primer apartado consigue llegar a la final, a la que no puede presentarse debido a un resfriado. Posteriormente abandona los estudios y pasa a ser el cantante de la orquesta Bossa Nova, trabajo por el que cobra 175 pesetas al día. Este mismo año también es seleccionado para jugar en el equipo juvenil de fútbol del Caudal, pero se decanta por la música, aunque ha seguido siendo aficionado a este deporte. En 1964 se traslada a Madrid, donde estudia solfeo, piano con el maestro Nicolás y canto con Abanades. Participa en varios concursos y actúa en el Circo Price en un homenaje a Antonio Molina y Paquera de Jerez. Participa en el programa de televisión Salto a la fama y durante año y medio, canta cada domingo en el programa concurso La nueva ola musical, presentado por el locutor Bobby Deglané en la emisora La Voz de Madrid, ganando una Estrella de Oro.


CANCIÓN DEDICADA AL CAUDILLO EN 1966

 


Víctor Manuel, Solo pienso en ti


En 1965 consigue grabar con Belter sus primeros sencillos, que saldrían a la venta un año después. Lo hace amadrinado por la poetisa Fina Calderón, quien escribió gran parte de esas canciones. Víctor escribiría alguna canción como Ninnete o Un gran hombre, [1] dedicada a Franco, aunque posteriormente tanto la temática de sus canciones como su ideología y su opinión sobre el dictador darían un vuelco radical. En estas primeras grabaciones presenta un estilo impersonal y no tienen ninguna repercusión. Se examina para ser miembro de la Sociedad General de Autores de España. En 1966 concursa con dos canciones de otros autores en el Festival de Benidorm, sin ningún éxito. Primeros éxitos  En 1967, tras presentar en algunos festivales sus composiciones, llegan por fin sus primeros éxitos. En el Festival del Miño (Orense), su tema Lazos azules y rosas, que canta Paco Ruano, gana el primer premio. Lo mismo pasa en el Festival de Eo (Vegadeo) con Nada es igual, cantada por Cholo Juvacho. También participa en en el Festival del Atlántico (Puerto de la Cruz), interpretando él mismo Un sombrero de paja, unas gafas de sol. Tras estas experiencias, considera que su futuro está en la composición más que en la interpretación.


Víctor Manuel, vivir para cantarlo


Víctor Manuel, Grandes Exitos

 


En 1968, gracias al dinero ganado con los festivales del año anterior, sigue dedicándose a la composición, con temas más personales como El cobarde, El mendigo, El tren de madera o La romería, que decide interpretar ante los medios de comunicación, aunque sólo acuden ocho personas, en un estudio que alquila en La Voz de Madrid. Allí le escucha Juan Canal, de la editorial Canciones del Mundo, quien habla con Augusto Algueró, que a su vez le consigue un contrato con la discográfica Philips. Graba un sencillo, todavía con Belter, con El tren de madera y El cobarde y se presenta con ellos de nuevo en el Festival del Atlántico, donde gustan mucho al público, pero no a las autoridades de Canarias, que consideran El cobarde como un tema antimilitar. En principio la canción resulta ganadora pero se repite la votación y gana otro tema. Además Víctor Manuel está a punto de ser detenido, pero un componente de Los Sabandeños, a quien había gustado El tren de madera, consigue evitarlo. Así se empieza a conocer el nombre de Víctor Manuel, aunque más por el revuelo armado que por sus canciones en sí. Este mismo año comienza el servicio militar en Valladolid como cabo de aviación.


Ana Belen y Victor Manuel, Dos en la carretera


1994 -Ana Belen y Victor Manuel - Mucho más que dos

 


En 1969 por fin va a consagrarse como artista, consiguiendo varios números uno. Mientras realiza el servicio militar, graba en los estudios del Casino de la Alianza de Poble Nou (Barcelona) un sencillo con los temas El mendigo y La romería, que sería su primer gran éxito. El 20 de octubre acaba el servicio militar. Publica un nuevo sencillo, con Paxarinos y El abuelo Vítor, canción, como La romería, que recuerda a su tierra y que se convertiría en uno de sus clásicos. El tema está dedicado a su abuelo, que fallece pocos meses después. Aparece por vez primera en televisión, en el programa Teleritmo de Televisión Española, lo que en esa época, al ser la única emisora, suponía ser visto por todo el país, y empieza a sonar fuerte su nombre. Participa en el III Festival de Villancicos Nuevos de Pamplona, que gana con En el portalín de piedra. Este tema, junto con Ya se escuchan las panderetas, son publicados en un nuevo single. Por fin, gracias al éxito obtenido, publica su primer disco de larga duración, Víctor Manuel, una recopilación de sus éxitos ya publicados como sencillos, que llega al número uno de ventas, y su nombre empieza sonar como candidato para representar a España en el Festival de la Canción de Eurovisión de 1970. A finales de año, en lo que es su primera salida fuera de España, recorre varios países de Europa con la Embajada Artística de TVE y RNE, donde sin previo aviso canta temas como La planta 14, cuyas letras no gustan a las autoridades que le acompañaban. Debido a esto y a los problemas que había tenido anteriormente con la censura, al final se descarta su participación en Eurovisión. Además es vetado en TVE.

En 1970, tras abandonar Belter, graba su primer disco con Philips, Quiero abrazarte tanto, con temas como el que da nombre al álbum, Carmina o Madre Coraje, cuyo éxito le lleva a su primera gira por Latinoamérica, debutando en México. En 1971 edita su tercer álbum, Dame la mano, donde empieza el verdadero problema con la censura hasta que muere Franco. Tiene que reescribir muchas de las canciones, ya que en algunos títulos, como Por eso estoy aquí, deja patente su ideología de izquierdas.  Ese mismo año hace una gira por el norte de España que hoy puede resultar muy curiosa, ya que en ella Julio Iglesias actúa como su telonero. En La Coruña, les presentan a la actriz Ana Belén, que está representando la obra de teatro Sabor a miel, con la que inicia una relación sentimental que es dada a conocer por la prensa después del verano. A finales de año protagonizan juntos la película Morbo, dirigida por Gonzalo Suárez.

En 1972 Víctor Manuel escribe Ravos, una comedia musical pensada para ser interpretada por él mismo en compañía de Ana Belén. La obra no recibe la aprobación de la censura, que además le sigue obligando a reescribir muchas de sus canciones y le impone multas por interpretar algunas de ellas en directo. Rueda su segunda película, el musical Al diablo, con amor, también dirigida por Suárez y también con Ana Belén, a la que dedica su Canción para Pilar. De la película, coproducida por Víctor, se edita la banda sonora en disco. El 13 de junio Víctor y Ana se casan en Gibraltar por lo civil. Posteriormente viaja a Brasil, donde, representando a España, actúa junto a Nino Bravo el 16 de septiembre en el Festival Internacional de Río de Janeiro. Víctor interpreta el tema Qué pena. En noviembre estrena por fin Ravos, en el teatro Manolo Fábregas de Ciudad de México, aunque la obra sólo permanece veinte días en cartel. El Ministerio de Información español orquesta una campaña en su contra acusándoles a él y a Ana Belén de ultrajar la bandera española. Son atacados duramente por los medios de comunicación franquistas, por lo que pasan seis meses exiliados. Durante su estancia en este país, edita un disco con temas como No quiero ser militar o Carta de un minero a Manuel Llaneza. También en ese periodo se estrena en España Al diablo, con amor, que tiene que ser retirada de cartel cuando una banda de ultraderecha asalta el cine Montera de Madrid, donde se exhibe.

Ya en 1973 la pareja consigue aclarar con las autoridades españolas los problemas surgidos con Ravos y en marzo regresan a España, donde al llegar son interrogados en la Dirección General de Seguridad. Cansado de la censura, Víctor decide hacer un disco con versiones de canciones populares asturianas, difícilmente censurables. Las adapta a su estilo y crea el disco Verde, producido por Juan Carlos Calderón. Trabaja también en el primer disco de Ana, Tierra. Al año siguiente, 1974, saca el disco Todos tenemos un precio, con canciones como Qué pena y La alemana, empezando a normalizarse su situación, ya que la censura aplica el silencio administrativo tanto a las canciones del disco editado en México como a las de este último trabajo. El 18 de agosto, Ana y Víctor ofrecen su primer recital conjunto, en el Pabellón de Deportes de Gijón. El 30 de enero de 1975, tras años de veto, vuelve a aparecer en las pantallas de TVE gracias a José María Iñigo, que le invita a su programa Hoy, 14:15. Héctor Vázquez-Azpiri publica para la editorial Júcar, y dentro de su serie Los Juglares, la biografía de Víctor. Saca un álbum de urgencia, Cómicos, en apoyo de la huelga que los actores españoles protagonizan ese año.

El 20 de diciembre participa en el IX Festival de Villancicos Nuevos de Pamplona, junto a Amancio Prada, Luis Eduardo Aute, Rosa León y Luis Pastor entre otros. Canta tres canciones no permitidas, en una pide la amnistía y por ello pasa la noche detenido. En 1976 publica dos discos. El primero es un directo gabado en el Teatro Monumental de Madrid. El segundo, de marcado contenido político y llamado Canto para todos, ofrece una cara con temas como Camaradas, Al compañero Orlando Martinez o Socialismo en libertad y la otra cara con temas cantados en bable, como Danza del cuélebre, Xiringüelu o Yeren dos güajes. Ese mismo año, tras haber recibido varios anónimos, y durante una estancia de la pareja en Cuba, un grupo de extrema derecha hacen estallar una bomba en su casa de Torrelodones. El 13 de noviembre nace su hijo David. En 1977 participa en muchos actos del Partido Comunista de España, del que es coordinador musical. Viaja a la República Democrática Alemana, donde graba Spanien, disco que nunca saldría en España, con temas como Nadie nos niegue el derecho, en el que pide la legalización del PCE, o Veremos a Dolores, dedicado a Dolores Ibárruri. Sí se publica en España el disco Cándido, con la banda sonora de una versión de la obra de teatro de Voltaire, para la que escribe la música. También compone este año las bandas sonoras de las películas La Criatura, de Eloy de la Iglesia, y Las truchas, de José Luis García Sánchez. En 1978 graba el disco 10, un trabajo muy politizado con textos suyos y de poetas como Blas de Otero o Celaya. También este año graba, en colaboración con el grupo asturiano Nuberu, Aida la fuente, canción mítica en la historia de Asturias, y Xuanín, l´home de la unidá, con música de Nuberu y letra de Manuel Asur, dedicada a Juan Muñoz Zapico, líder sindical de Comisiones Obreras muerto en accidente de automóvil el año anterior.

Víctor Manuel, plato fuerte de la oferta cultural de La Línea en enero
El cantautor actuará el día 30 en el auditorio del Palacio de Congresos
La programación cultural de La Línea para el presente mes de enero se guarda todavía un as en la manga. El próximo día 30, el cantautor asturiano Víctor Manuel pisará las tablas del auditorio del Palacio de Congresos y Exposiciones en el plato fuerte de la oferta para este arranque del año 2010. Víctor Manuel vendrá a La Línea a presentar su trabajo Vivir para cantarlo, en el que hace un recorrido por sus vivencias, movidas según él mismo reconoce "por la inquietud". La programación de enero se completa con la inauguración el próximo día 23 de la exposición SOS Océanos, organizada por el Club Unesco del Campo de Gibraltar, así como con la muestra Estereo Gráfica Volumen 2, una exposición colectiva que gira en torno a la música y su influencia en cada uno de los participantes. El teatro vendrá de la mano de la compañía Ducalión, que dentro de la oferta educativa ofrecerá sesiones matinales para colegios e institutos los días 25 y 26. De otra parte, la empresa Recursos Educativos S. L. llevará a los más jóvenes La Celestina en una única sesión en el teatro La Velada el día 28. También habrá en esta segunda quincena una actividad de animación a la lectura a cargo del Aula de Letras Gabriel Baldrich y el Centro Andaluz de las Letras. Por último, Eduardo Mena presentará su disco el próximo viernes en el teatro La Velada.
Redacción / La Línea | Actualizado 17.01.2010. En la foto,  Víctor Manuel, en una imagen reciente.

VIDEO

 

 

VICTOR MANUEL CANTA A FRANCO

datos de buenas fuentes y  arreglos de José Maria Ruiz Fuentes

Volver   |  Ver la entrevista 357

El Arte de Vivir el Flamenco © 2003

 

 

 

 

 

 

Cerrar