CONXITA BADIA

CONCEPCIÓN BADIA MILLAS, soprano, más conocida mundialmente en la historia del arte de la buena música lirica, con el nombre artístico de CONXITA BADIA, nació en Barcelona el día 14 de Noviembre del año 1897, y murió en su ciudad natal de Barcelona el 2 Mayo de 1975. Fue una estrella internacional del canto. Fue discípula de Enrique Granados, Pau Casals y Manuel de Falla y maestra de Victoria dels Àngels y Montserrat Caballé.


Monumento a Colón, Barcelona


Antigua capitanía del Puerto de Barcelona


Destacó en la música ya a los siete años, cuando entró en la Academia Granados y el Conservatorio del Liceu. A los 11 sobresalía como cantante de lieder y a los 16 debutó profesionalmente en el Palau de la Música en el centenario de Richard Wagner. Se casó y tuvo tres hijas, pero nunca dejó de lado su carrera artística. Pau Casals la incorporó a la primera orquesta sinfónica profesional de Catalunya, con la que triunfó como solista en más de 30 conciertos.


con 15 años


Tenía previsto cantar en la ceremonia de apertura de la Olimpiada Popular de julio de 1936, pero no pudo a causa del alzamiento militar. En 1937, con el marido trabajando en América y un íntimo amigo asesinado por incontrolados, decidió huir a Francia como embajadora cultural dela Generalitat, junto a otros artistas. Sus actuaciones por Europa le proporcionaron elogiosas críticas, pero una oferta para una gira americana le permitió huir un año más tarde de una Europa ya muy convulsa.


con 17 años


en Argentina en el año 1939


Pudo reunirse con su marido en Brasil y tras actuar en Uruguay y Argentina –donde se reencontró con De Falla–, pudieron instalarse en Buenos Aires gracias a un trabajo que Francesc Cambó le ofreció al esposo. Su casa era muy frecuentada por exiliados españoles y sus giras por el continente tuvieron gran éxito. En 1946 decidió volver a Barcelona, que encontró tan desolada que la sumió en una depresión durante más de un año.

Volvió a los escenarios en 1947, visitaba a menudo a Pau Casals en Prada de Conflent y se concentró en su faceta como profesora de canto, con una cátedra en el Conservatorio Superior de Música y la ESMUC. Sus giras internacionales se alargaron más allá de la setentena, hasta su fallecimiento en Barcelona a los 78 años. Ha obtenido numerosos reconocimientos dentro del sector de la lírica, pero para el gran público es aún muy poco conocida.

VIDEO

 

  http://www.lavanguardia.com/local/barcelona/20150609/54431599570/catalanas-pioneras-olvidadas.html#/?numPage=9  + recopilación de José María Ruiz Fuentes

Volver  

El Arte de Vivir el Flamenco © 2003

 

 

 

 

 

 

Cerrar